Árnica, la gran aliada antiinflamatoria natural

¿Sabías que el ÁRNICA Montana ha sido utilizada como planta medicinal desde la Edad Media para tratar lesiones y dolores musculares?

El poder del árnica reside en las 150 sustancias activas que componen sus flores de color amarillo radiante. Entre las que se encuentran flavonoides, carótenos, resina y aceites esenciales naturales. 

El aceite OROVITA cuenta con el árnica como uno de sus principales componentes y estos son algunos de los muchos beneficios que posee esta planta medicinal y por tanto nuestro aceite.
  • Disminuye el dolor, la inflamación y la rigidez de la artritis reumatoide. 
  • Alivia el dolor de traumatismos, torceduras, golpes o pequeñas lesiones.
  • Previene la aparición de hematomas.
  • Estimula la circulación de la sangre y reduce la hinchazón.
  • Acelera la recuperación de esguinces y luxaciones.
  • Alivia dolores neuronales, articulares, reumáticos y musculares.
  • Reduce el dolor en caso de distensiones musculares.
  • Combate los hongos e infecciones bucales y las producidas por heridas en la piel.
  • Mejora el aspecto de la piel, combate el acné y evita la aparición de estrías.
  • Facilita la buena cicatrización de heridas.
  • Regula la grasa de la piel y cuero cabelludo con seborrea.
  • Previene la alopecia.

Gracias a todos estos beneficios, el árnica es conocida también como "el santo patrón de músculos y hematomas" convirtiéndose así en el gran aliado de Orovita y de las personas que utilicen este aceite antes y después de realizar cualquier actividad física.